Wednesday, January 11, 2006

Manolo

Hace apenas un par de años, Orlando Bloom era sinónimo de lata de tomate y eficaz antimosquitos. Hoy en día es un nombre que muchas chicas pondrían a sus hijos, igual que hay muchos adolescentes que se llaman Bradpitt López o Kevincostner Heredia. Si esta moda hubiese existido cuando yo nací, seguramente ahora me llamaría Chucknorris o Chaltonjeston Marín Fernández. Pero no, mis padres tuvieron la tansgresora idea de bautizarme con los nombres de mis dos abuelos, que al menos no se llamaban Andy uno y Lucas el otro.
Yo -y a diferencia de Bibi Andersen- siempre quise llamarme Manolo. Hay muchos personajes famosos con este nombre: Manolo Santana, Manolo el del bombo, Manolo Irimia, Los Manolos, Manolete,...
Pero mis padres optaron por Juan Manuel, aunque luego me di cuenta que el nombre no era importante. Al igual que mi madre, que tuvo engañadas a sus más íntimas amigas durante décadas diciendo que se llamaba Cristina cuando en realidad se llama María (tradición familiar), a mi casi nadie me conoce por mi nombre: Juanma mi familia, Marín para los amigos, Joan para mi jefa, Juarma para mi abuela, Jon para muchos, subnormal para otros tantos.
Meirin suena a anglosajón, pero la traducción de nombres propios no es recomendable. En la época de Franco, Sant Boi era San Baudilio (mucho mejor ahora, donde va a parar), y Massanet seguramente fuera 'Demasiadolimpio'.
¿Quién no ha pensado en algún momento de su vida que Los Ramones eran un grupo de folk de Albacete?
Yo siempre creí que Joe Cocker era el cantante de Radio Futura: Juan Perro.

1 comment:

Myr said...

Los nombres que apestan de verdad son las Jessicas y los Cristian ... y que decir de las Chenoas o los Naim .... cuanto mal a hecho Operacion Triunfo ...

p.d. Los ramones nos ofrecieron su cancion "Ramona" y el traductor de la epoca la tradujo palabra por palabra, letra por letra; la ramona pechugona .... hombre claro!!!